Lo que callamos

Jul 15, 2020 | Taller Maternidades Imperfectas

Ilustración de Freepik

Marcela Rincón

Es de valientes hablar de lo oculto en la maternidad. La tristeza, la depresión, la agonía, la muerte en vida. Un pequeño poema sobre lo que muchas callamos. 

Había estado triste antes, pero la verdadera tristeza la conocí con tu llegada.

La tan anhelada y esperada felicidad me fue arrebatada. Pero, ¿quién se la ha llevado? ¿Dónde está?

No estés triste, me decían.

No puedes verte triste porque él lo notará.

Lo verá en tus ojos, lo escuchará en tus palabras, lo sentirá en tu pecho.

No estés triste me decían.

Lo que tú sientas no importa ya, lo único que importa es lo que sienta él.

Cuánto cansancio, cuánto dolor, y la sangre que no cesa.

Qué soledad tan profunda e infinita.

La confusión de mis pensamientos convirtiéndose en pesadillas.

¿Es que acaso duermo?

¡Qué tortura!

No siento mis piernas.

No siento mis labios.

Ni siquiera siento mi corazón.

Lo único que logro sentir son las lágrimas cayendo por mis mejillas, van directo al nudo permanente en mi garganta.

¿Es esto lo que se siente al morir?

¿Estaré muerta ya?

*Este texto hace parte de lo que escribieron las participantes del Taller de maternidades Imperfectas. Si quieres conocer más o inscribirte, da click aquí.

Taller Maternidades Imperfectas

Maternidades Imperfectas, un espacio de catarsis, liberación y proyección.
Share This

¡Comparte este post!

¡Comparte este contenido en tus redes sociales!